Síguenos
Rebel Moon

Películas

«Rebel Moon», la guerra de las galaxias de Zack Snyder

Las dos partes de «Rebel Moon» son un desastroso refrito de ideas sin capacidad siquiera de entretener, una costosa superproducción de ciencia-ficción, acción, fantasía y aventuras que está muy lejos de ofrecer lo que se esperaba de ella. Otro producto más para el consumo rápido.

Tras un comienzo explosivo con títulos tan potentes como «Amanecer de los muertos» (2004), «300» (2006) y «Watchmen» (2009), la filmografía de Zack Snyder sufrió dos patinazos seguidos con «Ga’Hoole: La leyenda de los guardianes» (2010) y «Sucker Punch» (2011), para posteriormente remontar el vuelo, nunca mejor dicho, con su versión de Superman en «El Hombre de Acero» (2013). Sin embargo, sus continuaciones —»Batman v Superman: El amanecer de la justicia» (2016) y «La Liga de la Justicia» (2017)—, terminaron bajándole de las nubes; por desgracia, porque Zack Snyder ha demostrado ser un grandísimo director del género fantástico y la acción.

Cerrada la etapa con Warner Bros. Pictures y DC Comics, Snyder quiere saltar ahora del cielo a las estrellas con «Rebel Moon», su proyecto para «Star Wars» que Lucasfilm descartó, pero que finalmente fue rescatado por Netflix con el fin de intentar sacar adelante su propio universo galáctico, que incluiría no sólo películas, sino también series animadas y videojuegos (aparte de la futura «versión del director» del film, con más violencia, sexo y lenguaje malsonante). Pero, visto lo visto, quizá hubiera sido mejor partir de cero con otras ideas completamente distintas —y a ser posible, más originales—, porque no resiste comparación, hasta el punto de que confirma el acierto de Lucasfilm al rechazar en su momento este proyecto (si bien lo que hicieron después Disney y J.J. Abrams con el universo de George Lucas no fue precisamente memorable, pero ése es otro tema).

Presentada la (posible) saga con dos primeras partes ya estrenadas y disponibles en la plataforma de Netflix, «Rebel Moon (Parte uno): La niña del fuego» (2023) y «Rebel Moon (Parte dos): La guerrera que deja marcas» (2024) se confirman, nuevamente por desgracia, como el enésimo desastre de la maquinaria industrial del entretenimiento que intenta rellenar el vacío de ideas con presupuestos millonarios invertidos en los efectos especiales y en un fallido sentido de la espectacularidad, apostando todo al talento de su diseño de producción en vista de que el trabajo de guion es prácticamente inexistente.

La insaciable voracidad de los más de 269 millones de usuarios que el gigante del streaming tiene en todo el mundo han inflado las reproducciones de «Rebel Moon» y justifica por sí misma la mera existencia de este producto condenado al olvido desde su mismo principio. Patada y a seguir con la siguiente pieza, lista para ser devorada. Poco o nada parece hacernos pensar que esta mecánica pueda crear los nuevos cinéfilos y las nuevas legiones de fans del futuro, como todos aquellos que se enamoraron del cine y de las aventuras espaciales con el estreno en salas de «Star Wars» en el año 1977. Los tiempos han cambiado, pero como siempre lo hacen, seguiremos siendo optimistas y esperando (más bien deseando) que algo quede.

Con guion original (¿guion? ¿original?) de Zack Snyder, Kurt Johnstad y Shay Hatten, «Rebel Moon» (partes 1 y 2), es poco más que un refrito de «Star Wars» y «Los siete magníficos», con lo que su deuda con Akira Kurosawa acaba siéndolo por partida doble. Copiando ideas, entre muchas otras también lo hace del sentido visual del paisajismo y los escenarios de «El señor de los anillos» de Peter Jackson, aunque su calidad queda más cerca de la (nefasta) serie «Los anillos de poder», otro ejemplo de megaproyecto sin historia, sustentado únicamente por los fuegos artificiales y el ruido.

Poco pueden hacer Sofia Boutella (Kora), Djimon Hounsou (Titus), Ed Skrein (Atticus Noble), Michiel Huisman (Gunnar), Donna Bae (Nemesis), Ray Fisher (Darrian Bloodaxe), Charlie Hunnam (Kai), Staz Nair (Tarak), Fra Free (Balisarius), Cleopatra Coleman (Devra), Stuart Martin (Den), Ingvar Sigurdsson (Hagen), Alfonso Herrera (Cassius), Cary Elwes (rey) y Rhian Rees (reina) por salvar la función e incluso en varios casos la empeoran, mientras que el gran Anthony Hopkins (voz original del robot Jimmy) hace lo justo para cobrar el cheque.

Todo esto daría completamente igual si se tratara de una película (o dos) entretenida y simpática que hiciera pasar al espectador un buen rato de diversión y fantasía, sin más, pero tampoco sin menos. Pedirle una historia original con sentido de la maravilla, personajes carismáticos y situaciones sorprendentes ya sería demasiado. Nada más lejos de eso, porque los lugares comunes, el aburrimiento e incluso la vergüenza ajena campan a lo largo y ancho de su excesivo metraje. 166 millones de dólares ha costado la broma (presupuesto de las dos partes en conjunto). Más suerte para la siguiente.

«Rebel Moon (Parte uno): La niña del fuego»

Duración: 136 min.
Géneros: Ciencia-ficción, acción, fantasía, aventuras.
País: Estados Unidos.
Año: 2023.
Estreno en España: 22/12/2023.
Distribuidora: Netflix.

Sinopsis: Cuando los crueles ejércitos del Mundomadre amenazan un poblado pacífico de una luna remota, una misteriosa forastera se convierte en su mejor baza para sobrevivir.

Tráiler español de «Rebel Moon (Parte uno)»

«Rebel Moon (Parte dos): La guerrera que deja marcas»

Duración: 123 min.
Géneros: Ciencia-ficción, acción, fantasía, aventuras.
País: Estados Unidos.
Año: 2024.
Estreno en España: 19/04/2024.
Distribuidora: Netflix.

Sinopsis: Los rebeldes se preparan para luchar contra las implacables fuerzas del Mundomadre mientras se forjan vínculos inquebrantables, surgen nuevos héroes y nacen las leyendas.

Tráiler español de «Rebel Moon (Parte dos)»

Continue Reading

Partners

Subir